Practicar el arte del desvío con Oskar Alegría

IMG_6906

El 22 y 23 de noviembre estuvo en ECIB, dentro de la programación de la 28 edición de l’Alternativa, el director de Zumiriki (2019), Oskar Alegría para hablar del “Tiempo de las puertas en el cine” y muy rápidamente se desvió. Mediante una charla orgánica y con gran talento narrativo, Oskar Alegría logró evocar – así como nos prometía el descriptivo del seminario –“una manera de trabajar sin fórmulas, teniendo muy presente que el mayor eureka nace siempre de una probeta accidentalmente volcada”[1].

Uno de los propósitos de la Masterclass se podría resumir así: “cuando quieres llevar una idea al cine, sé atento a la realidad porque a veces la realidad te dice: tira todo al suelo, te propongo algo mejor”[2]. Lo que podríamos llamar un aforismo alegre, el cineasta lo desplegó describiendo algo como un punto de equilibrio entre el método “cabezón” de Werner Herzog y el arte más juguetón de Agnès Varda. De tal manera que nos hizo sentir casi físicamente como las puertas se abren cuando conseguimos combinar la determinación del genio alemán con la poética de la grande dame du cinéma. Así es como Oskar Alegría introdujo la paradoja de los desvíos en su cine y en su experiencia artística en general.

Un desvío es “salir de la historia para estar más en la historia”, algo como la sensación que estas leyendo un letrero colgado en una floristería que dice “vuelvo enseguida”. Practicar entonces el arte del desvió es de una cierta manera, prepararse a dar – si o no – un “volantazo” a la película que estamos creando. Practicar el arte del desvió es ser una liebre saliendo de la trayectoria definida porque “solo los animales gregarios son los que caminan en línea recta”. Y en ese espacio o no-lugar, las cosas mágicas pueden pasar. Así es como esperar la lluvia más de 10 días delante de la tumba de Man Ray le permitió a Oskar Alegría entrar en contacto con el artista que haría la música de su película Emak Bakia baita (La casa Emak Bakia, 2012). Así es como este apasionado de la memoria – para quien rescatar del olvido algo que muere es esencial – logró inscribir dos bellas palabras en euskera en el diccionario del cine. Y así es como el “desvío sin ánimo de lucro” te regala una gran independencia, y a él le dio la posibilidad de vivir unas cuantas historias inesparadas y extraordinarias.

[1] https://alternativa.cccb.org/2021/es/actividades/masterclasses/seminario-de-oskar-alegria

[2] Todas las próximas citas son imágenes dadas por Oskar Alegría durante la Masterclass.

0 I like it
0 I don't like it

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *